Llegar a ser una comunidad que escucha

Durante los últimos años, he tenido el privilegio de invertir en líderes mediante la Red de Obreros Jóvenes. Se trata de una red de nuevos obreros que sirven con IFES en Europa. Nuestro objetivo es ser una comunidad que permita que los obreros crezcan y sienten una buena base al principio de su ministerio. El año pasado por estas fechas, me puse a pensar en lo que podría significar para esta comunidad de aprendizaje el ser una comunidad que escucha, una comunidad transformada constantemente por la Palabra. Este pensamiento corroboró una sensación que ya tenía: pasamos mucho tiempo enseñando la Palabra a otros pero no estaba segura de si nuestro compromiso personal con la palabra era igual de prioritario.

Así que dimos un reto a nuestros jóvenes obreros. Les pedimos que se empaparan de la historia de Pedro durante un período de 6 meses. Tenían que leer Marcos, Hechos y 1ª de Pedro, así como también hacer unas tareas tanto individualmente como junto con otros. Queríamos que analizaran de qué manera transformó Dios a Pedro para ser líder y, con ello, que reflexionaran sobre cómo Dios los estaba moldeando a ellos.  

Al final del reto, nos juntamos para reflexionar y compartir nuestra experiencia. Esta reunión fue, a la vez, desalentadora y esperanzadora.

Fue desalentadora porque confirmó que el compromiso personal con la Palabra de Dios no es una prioridad. Aunque hubo excepciones, a la mayoría de obreros se les hacía difícil encontrar tiempo para ello. Estaban tan ocupados haciendo que dedicar un tiempo a empaparse de la Palabra de Dios parecía un lujo que no se podían permitir. No creo que sean los únicos a quienes les cuesta esto. Todos tenemos la tentación de poner toda nuestra atención en lo que hacemos, en aquellos aspectos de nuestro ministerio que están a la vista de todos. Entonces, empezamos a descuidar nuestra necesidad de transformar y renovar constantemente nuestro corazón y nuestra mente mediante la Palabra de Dios. Llegar a este punto es extremadamente peligroso.

Sin embargo, esta experiencia también me mostró algo más: que cuando dedicamos tiempo a escuchar la Palabra juntos en comunidad, Dios habla y su Palabra transforma. Mientras reflexionábamos juntos sobre lo que habíamos aprendido, encontramos un tema en común: Dios es paciente en la forma en que desarrolla líderes. Cuando reflexionábamos sobre el fracaso de Pedro, lo vimos otra vez: No es nuestra aptitud la que permite que Dios nos use, si no su gracia.

Como Pedro, somos propensos a fracasar, tal y como muestra nuestra falta de compromiso con la Palabra de Dios. Pero Dios es paciente con nosotros y quiere ofrecernos su gracia. Dios desea hablar con nosotros, así que escuchemos.

Heledd Job
Heledd es de Gales y vive en Italia. Forma parte del equipo de Desarrollo del Liderazgo de IFES Europa y se encarga principalmente de coordinar la Red de Obreros Jóvenes.

Empoderar a los estudiantes para estudiar la Palabra

Este es el testimonio de uno de los estudiantes que asistió al Encuentro de Estudio Bíblico de FCSI Israel:
“El año pasado me enfrenté a la situación más difícil de mi vida: perdí a mi madre tras una larga batalla contra el cáncer. Era mi mejor amiga, mi ejemplo a seguir, mi apoyo y la mayor bendición que Dios me había dado nunca. No podía imaginarme la vida sin ella. Cuando fui al encuentro ella había dejado de responder a los tratamientos y su condición empeoraba rápidamente. En el encuentro de estudio bíblico estudiamos la historia de cuando Jesús calmó la tormenta. Gracias a esta historia Jesús trató el miedo paralizador, el dolor y la pena y calmó las tormentas que tenía en mi interior. Su fuerte presencia y paz abrumadora me inundaron y me ayudaron a enfrentarme a esta situación tan triste y a superar lo que me parecía insuperable”.

Nuestra visión para el Encuentro de Estudio Bíblico del Manuscrito de en Marcos comenzó en 2014. Queríamos que los estudiantes sintieran pasión por la Palabra y supieran cómo estudiar y conectar con las Escrituras. Queríamos que los estudiantes se encontraran con Jesús por medio de su Palabra y fueran transformados desde dentro. Pero la realidad era que nuestros estudiantes no tenían las herramientas necesarias para estudiar la Biblia individualmente y unos con otros. Así que nuestro deseo era ofrecer un método de estudio que pudiera ayudarles a sentirse cómodos estudiando la Biblia con sus amigos y con sus grupos de estudiantes. Creíamos que con esto nuestros estudiantes también tendrían el valor de empezar a invitar a sus amigos no cristianos para estudiar la Biblia con ellos, ofreciéndoles la oportunidad de conocer a Jesús en su Palabra.

Al mirar atrás a los inicios, estamos profundamente agradecidos y gozosos por ver cómo se desarrolla la visión de Dios para los estudiantes cristianos de Israel. Cuando invitamos a los estudiantes a este encuentro la primera vez para conocer a Jesús por medio del libro de Marcos, se comprometieron menos de veinte estudiantes a venir. Este año celebramos el encuentro anual por tercera vez y por primera vez asistieron 110 participantes. Los estudiantes han estado compartiendo cómo este encuentro ha moldeado su fe y les ha permitido ver las Escrituras de una forma renovada. Cada vez más estudiantes están leyendo la Biblia y esto está conduciendo a un cambio evidente en su vida personal.

Oramos para que el amor por las Escrituras y la pasión que estamos viendo entre nuestros estudiantes tengan una influencia en el cuerpo de Cristo en Israel.

Rasha Saba, rasha@fcsi.ws
Coordinadora del ministerio y formación de estudiantes árabes de FCSI Israel

Compromiso con las Escrituras: un vivero para formadores

A lo largo de los últimos tres años he participado en una Formación para el Compromiso con las Escrituras. La idea fue invertir en jóvenes que en el futuro invertirán en los demás en el largo plazo. El propósito no era establecer un programa específico para el Compromiso con las Escrituras, sino formar a hombres y mujeres que fueran capaces de traducir lo que han aprendido a sus propios contextos.

Diez de nosotros, procedentes de distintos países francofónos de África, participamos en esta formación. La formación se dividió en tres sesiones celebradas entre los años 2015 y 2017, en Togo, Guinea-Conakry y Mali, respectivamente. Dichas sesiones fueron clave para ayudarnos a aprehender el concepto del Compromiso con las Escrituras y mejorar la forma en la que nos acercamos a la Biblia. Entre sesiones teníamos tareas, tales como estudiar el Evangelio de Juan, leer un libro de relevancia teológica, escribir preguntas para los estudios bíblicos, entrevistar a nuestros amigos para conocer cómo perciben la Biblia.

Para mí, uno de los temas más importantes de los que tratamos fue sobre las creencias que tenemos acerca de la Palabra de Dios. Por dos razones fundamentales: en primer lugar, este tema nos permite repasar lo que decimos acerca de la Palabra de Dios, para asegurarnos que nuestras creencias no son solo frases abstractas, sino que tienen un significado real. En segundo lugar, nos permite establecer una buena base para conectar con Dios a través de su Palabra. Creo que es absolutamente esencial que todas las personas tengan las creencias correctas en lo concerniente a la Palabra de Dios. Esto conlleva que no tendríamos que perseguir constantemente a la gente, preguntándoles si están meditando a diario, porque ya lo estarían haciendo.

Estas sesiones de formación han impactado mi ministerio y mi vida. En términos del ministerio, he mejorado la forma en la que planteo preguntas acerca de pasajes bíblicos para crear contextos. He creado un grupo de apoyo para mi ministerio y mi grupo de jóvenes (para necesidades económicas, materiales y espirituales), en los que invierto. Siguiendo con el grupo de jóvenes, quiero encuestar a los estudiantes para descubrir cómo podemos llevarles la forma de pensar de Dios a la luz de la Biblia.

En mi vida personal, he cambiado la forma en la que interactúo con Dios a través de su Palabra. Ahora siempre intento crear un puente entre mi conocimiento bíblico y mi vida cotidiana. Me he retado a compartir siempre los descubrimientos que hago en la Palabra de Dios con los demás, todas y cada una de las veces que tenga la oportunidad.

Salimou Traoré,
es profesor de escuela secundaria y es el líder del departamento de estudios bíblicos en el movimiento GBEE de Mali. trasa_86(at)yahoo.fr

Cocina saludable

Una introducción a un libro de recetas diferente, escrito por el equipo global del Compromiso para las Escrituras.

BildkochenkleinEn nuestros movimientos estudiantiles, nos esforzamos para capacitar a nuestro personal y estudiantes en el compromiso de las Escrituras. ¿Cómo decidimos el contenido de nuestros eventos de formación? ¿Qué ingredientes son necesarios para preparar un plato nutritivo y delicioso?

La respuesta a esta pregunta dependerá del contexto y del grupo destinatario específico. Por ejemplo, el plato que preparemos será diferente para los estudiantes y para el personal. La respuesta también dependerá de nuestra visión general. ¿Cuál queremos que sea el resultado de la totalidad de nuestra formación en el compromiso con las Escrituras? Y, ¿qué significa esto para nuestros eventos de capacitación individuales?

«Queridos hijos, por quienes vuelvo a sufrir dolores de parto hasta que Cristo sea formado en ustedes…» (Gálatas 4:19, NVI) ¡«Hasta que Cristo sea formado en ustedes…» es una expresión maravillosa de lo que hay en el corazón de Pablo respecto a  estas iglesias!

¿Cuál quieren que sea el resultado de la totalidad de su formación en el compromiso con las Escrituras? Dediquen unos momentos a expresar su visión en palabras. Por favor, piensen específicamente en términos de su grupo destinatario.

Mi impresión es que, a menudo, nos centramos únicamente en algunos de los ingredientes que necesitamos para conseguir una visión general, a la vez que descuidamos otros. A veces…

  • Enseñamos métodos para estudiar la Biblia, pero nos olvidamos de abordar las expectaciones y la actitud en las que nuestro personal y estudiantes se acercan a la Palabra de Dios;
  • enseñamos cómo crear y llevar a cabo grupos de estudio bíblico, pero nos olvidamos de parar y reflexionar sobre lo que realmente sucede en estos grupos;
  • hablamos mucho sobre la Biblia, pero dedicamos un tiempo desproporcionadamente corto a escuchar la Palabra de Dios y dejar que nos hable. En muchos eventos de capacitación, el día empieza con un estudio bíblico o una exposición bíblica, pero casi no hay tiempo para digerir lo que se ha oído, empaparse en la Palabra, encontrarse con Jesús.

El equipo global del Compromiso con las Escrituras de IFES ha escrito un libro de cocina para ayudarles. Este nuevo recurso no propone un plan común y corriente, sino que quiere ayudarnos a planificar cuidadosamente lo que debemos incluir en nuestros programas de capacitación.

Formación en el Compromiso con las Escrituras: un recurso para planificar y desarrollar programas de capacitación. Pueden descargar este material aquí.

Sabine Kalthoff
Secretaria de IFES para el Compromiso con las Escrituras

“BEST-P”: Los estudiantes aprenden a enseñar sobre la Biblia

logoFOCUSFOCUS Kenia lleva organizando “BEST-P” (las siglas de “Bible Exposition Self -Training Program” – Programa de Autoformación en Exposición Bíblica) desde el año 1989. Este programa capacita a los estudiantes para estudiar la Biblia y dar exposiciones bíblicas. El programa se organiza en grupos pequeños de estudiantes que estudian libros de la Biblia. Cada una de las personas prepara exposiciones cortas y las presenta a los demás, y estos evalúan su actuación. Los estudiantes que participan en el programa reciben una formación inicial en estudio bíblico. A continuación pueden leer la experiencia de uno de los estudiantes que ha realizado el programa de BEST-P. Pueden encontrar una descripción del concepto de BEST-P en este enlace.

La primera vez que escuché hablar de BEST-P fue en 1998, en mi segundo año de carrera. En aquel entonces tenía una baja autoestima y dudaba mucho en mi vida cristiana. A pesar de haber crecido en una familia cristiana no había recibido mucha formación en discipulado. Cuando escuché hablar de este grupo de unos 40 o 50 estudiantes cristianos que se reunían cada semana a aprender cómo estudiar la Biblia, me pareció interesante. ¡Desde ese momento no me perdí ni una reunión de BEST-P hasta que terminé la carrera! Se exponían libros de la Biblia en las reuniones de grupo. El grupo estaba dividido en grupos más pequeños de entre 4 y 6 estudiantes y a cada grupo se le asignaba una porción de un libro de la Biblia para estudiarla. Una semana después se daba una pequeña exposición bíblica sobre este pasaje delante del grupo grande. Después de cada presentación había un debate y una evaluación en grupo. Esta dinámica me pareció fascinante porque las reuniones de iglesia a las que yo había ido eran básicamente monólogos.

Antes de terminar la universidad estudiamos temas como el estudio bíblico inductivo, hermenéutica, homilética, predicación expositiva, apologética y elaboración de guías de estudio bíblico. El hecho de saber que después de cada exposición habría un debate y comentarios nos motivaba a llevar a cabo una investigación a fondo y a estudiar bien antes de las reuniones. Esto hacía que el proceso de aprendizaje resultara más interesante e inspirador.  Después de poco tiempo pasé a formar parte del equipo de estudiantes predicadores del grupo de FOCUS. Mi pasión por la Biblia aumentó mucho porque la lectura bíblica tenía cada vez más sentido para mí. Esta pasión me motivó a estudiar un Máster en Estudios Bíblicos.

Desde entonces he estado predicando y enseñando sobre el evangelio en escuelas, grupos de FOCUS e iglesias. También elaboro guías de estudio bíblico en mi lugar de trabajo para reuniones de grupo. ¡Viva BEST-P!

Kepha Nyandega, miembro del Consejo Nacional de Iglesias de Kenia

Formación continua

Desde 2005, el departamento de formación del movimiento de UGBB (IFES Burkina Faso) ofrece formación continua a los estudiantes. El curso dura dos años y enseña a los estudiantes sobre la Biblia y sobre los grupos bíblicos de estudiantes, y estos a su vez enseñan a otros estudiantes. La base bíblica para la formación es 2 Timoteo 2:2: “Lo que me has oído decir en presencia de muchos testigos, encomiéndalo a creyentes dignos de confianza, que a su vez estén capacitados para enseñar a otros”. La formación consta de aprendizaje teórico y evaluaciones prácticas (deberes para realizar en casa).

PatriciakleinHe tenido el privilegio de participar en esta formación durante los últimos dos años. Personalmente, lo que me animó a realizar la formación fue la sed de conocer más de la Palabra de Dios. Durante el primer año tuvimos sesenta horas de formación teórica sobre los siguientes temas: evangelización, seguimiento e integración de nuevos conversos, estudios bíblicos, exposición bíblica, oración, liderazgo, dirigir grupos bíblicos, la visión de Piedras Vivas, recaudación de fondos y aprendizaje acerca del movimiento de grupos bíblicos. Durante el segundo año recibimos treinta horas de formación teórica seguidas de una evaluación práctica.

Para este año también elegimos un campo de especialización de entre cuatro que existían:
– El movimiento de los grupos bíblicos
– Evangelización
– Liderazgo
– Estudio bíblico

Yo escogí el estudio bíblico. Gracias a esta formación puedo dirigir estudios bíblicos en los que profundizamos en la Palabra y también puedo compartir lo que he aprendido con otras personas. También he comenzado a enseñar métodos de estudio bíblico en nuestros grupos bíblicos en la universidad. En lo personal, he creado un hábito de estudio bíblico cada semana (o casi cada semana). Gracias a esto he estudiado una gran parte del libro de Samuel, en el Antiguo Testamento.

A menudo me encuentro con un pasaje familiar o que a primera vista no tiene ninguna revelación especial que ofrecer, pero a base de hacer preguntas y reflexionar he descubierto verdades que me han hecho profundizar en mi conocimiento de Dios y mi caminar con Él. Así descubro que la Biblia es una fuente inagotable.

Patricia Nata Zième Kambou, estudiante de Ciencias Biológicas y Naturales, Burkina Faso, (bethelsion(at)yahoo.fr)

La Palabra en medio nuestro

¿De qué trata el librito?

IFES_Word_amoung_ESP_RZ.indd“La Palabra en medio nuestro” es la Biblia, alrededor de la cual nos reunimos para escuchar a Dios. Creemos en un Dios que habla porque quiere que lo conozcamos ¡tanto a Él como a su punto de vista sobre nuestro mundo! Sus palabras viven y actúan en medio nuestro a la vez que nos hablan de forma pertinente en nuestros diferentes entornos y experiencias de hoy en día. El nuevo librito de IFES nos lleva en un viaje de redescubrimiento del valioso regalo que son las Escrituras.

“La Palabra en medio nuestro” es Jesucristo, la Palabra que se hizo carne y vivió en medio nuestro. Él es el centro de la revelación de Dios a nosotros. Las palabras de las Escrituras nos llevan a Él. El nuevo librito de IFES nos invita a leer la Biblia en el contexto de una relación que se basa en ver a Jesús y buscar un encuentro con Él a través de la Palabra escrita.

“La Palabra en medio nuestro” pone de manifiesto nuestra respuesta a la Palabra de Dios. Podemos mantener su Palabra a cierta distancia y no darle mucha importancia, o podemos  acogerla como parte de nuestra comunidad para que moldee nuestras relaciones y vidas. El nuevo librito de IFES nos invita a fortalecer y renovar nuestra relación personal con la Palabra.

¿Cuál es el contenido del librito?

El librito consta de dos partes que pueden usarse de manera independiente.

1ª Parte: Cultivar una visión clara del compromiso con las Escrituras. Esta parte se concentra en seis aspectos fundamentales de nuestra interacción con la Palabra de Dios. Pensar en ellos puede ayudarnos a ampliar y profundizar nuestros conocimientos generales sobre el compromiso con las Escrituras.

2ª Parte: Reflexionar sobre el impacto de las Escrituras en medio nuestro. Esta parte nos proporciona preguntas que están diseñadas para iniciar conversaciones que nos inspiren. Reflexionar en estas preguntas nos puede ayudar a llevar a cabo los cambios necesarios para renovar nuestro compromiso con las Escrituras.

Además, encontrará reflexiones sobre el lugar que ocupa el compromiso con las Escrituras en la visión Piedras Vivas de IFES, sugerencias para fortalecer los aspectos fundamentales de un compromiso con las Escrituras, e ideas sobre cómo usted puede convertirse en el catalizador para que su entorno tenga un compromiso con las Escrituras.

Este recurso no es un libro de recetas que da todas las respuestas, pero puede que le ayude a empezar un viaje de profundización de la Palabra de Dios, ofreciéndole visión y anhelo, planteando nuevas preguntas y dirigiéndole hacia posibles pasos a seguir.

¿Qué experiencias han tenido otras personas con el librito?

Un obrero de GBU Francia utilizó algunas de las preguntas del librito durante una sesión de capacitación con estudiantes. Ella escribe que “nos llevó a buenas discusiones sobre nuestra propia motivación en el compromiso con las Escrituras y cómo conseguir que estudiantes no cristianos interactúen con la Biblia.”

Una estudiante de ABUB Brasil leyó el libro y escribió: “Este librito me ha edificado mucho. Ha hecho que reconsidere mi compromiso y amor por la Biblia y quiero compartirlo con mis amigos brasileños.”

El equipo de obreros de IFES Malasia pasó un día estudiando juntos la segunda parte del librito. Más tarde, el Secretario General dijo que “todo el equipo estuvo de acuerdo en que fue una evaluación reveladora de nosotros mismos  y de cómo conectamos a los estudiantes con las Escrituras. Nos ayudó a ver dónde estamos y adónde tenemos que llegar.”

¿Cómo puede usarse el librito?

El librito mismo incluye sugerencias sobre cómo usarlo, y aquí voy sólo a enumerar algunas de ellas:
_Puede empezar a hablar sobre el contenido en sus grupos estudiantiles, o bien centrándose en un pequeño apartado que sea de interés o bien tratando la visión general que comunica este librito sobre el compromiso con las Escrituras. Las preguntas para la reflexión de la segunda parte del librito pueden dar pie, con mínima preparación, a conversaciones inspiradoras.

_Dentro de un movimiento estudiantil, podría empezarse con el equipo de obreros. Juntos podrían estudiar el librito y usarlo para reflexionar sobre la situación de su ministerio estudiantil, para así desarrollar el área del compromiso con las Escrituras.

_Cada uno de los apartados del librito podrían incluirse, fácilmente, dentro de otros eventos o programas. Podrían integrarse en reuniones de oración o en salidas de fin de semana de los grupos estudiantiles. También podrían incluirse en programas de capacitación y conferencias de su movimiento nacional.

_También podría estudiar este librito de manera individual. Mientras lo hace, no anhele únicamente crecer en el compromiso con las Escrituras, sino que puede preguntarse cómo puede animar a otros a crecer en este ámbito. Una posibilidad sería presentarles este librito. Necesitamos embajadores de la Palabra de Dios en nuestros movimientos que ayuden a esta generación de estudiantes a amar, estudiar, vivir y compartir su Palabra.

El librito están disponibles en inglés, francés y español, así como online: http://scriptureengagement.ifesworld.org/la-palabra-en-medio-nuestro .

Sabine Kalthoff

Cuando las Escrituras se aplican a la vida

Este fue el tema de una sesión de formación memorable sobre el compromiso con las Escrituras, que reunió a más de 100 líderes estudiantes, obreros y colaboradores de NIFES en Abuya, la capital de Nigeria. Empezamos con un tiempo preparatorio para formar a los que iban a llevar grupos pequeños. Esto era importante porque el trabajo en grupos pequeños jugó un papel esencial durante la sesión.

Uno de los puntos fuertes de esta sesión fue un proyecto en grupos pequeños, en el que trabajamos juntos para ver de qué manera la Palabra de Dios se aplica a la realidad de nuestro contexto. Uno de los objetivos de este ejercicio era renovar la buena práctica de volver a las Escrituras cuando nos enfrentemos a los retos de nuestro contexto, para así fortalecer nuestra creencia de que las Escrituras son válidas para todos los aspectos de la vida.

Durante el proyecto en grupos pequeños se identificó una serie de problemas a los que los estudiantes se suelen enfrentar en su contexto:

  • Conductas incorrectas en los exámenes/Corrupción académica.
  • Corrupción y gobernanza.
  • Sexualidad.
  • Pobreza y violencia.
  • Prácticas culturales.
  • Persecución.

Cada uno de los grupos pequeños trabajó sobre un problema del contexto, siguiendo cuatro pasos. En primer lugar, identificamos los principales retos del problema: ¿qué nos lleva a buscar una respuesta cristiana? En segundo lugar, sugerimos pasajes bíblicos que podrían ayudar con el problema. En tercer lugar, escogimos un pasaje bíblico para estudiarlo más a fondo y ver cómo se aplica al problema del contexto. Por último, sugerimos formas creativas/relevantes de compartir este pasaje y su enfoque en nuestro contexto.

Cada uno de los grupos presentó su trabajo en una cartulina y lo mostró para que los demás participantes lo vieran. ¡Fue una actividad muy educativa!

Para mí, el proyecto en grupos pequeños fue transformador. Estudiar las Escrituras para ver qué dice la Palabra de Dios acerca de cada conducta incorrecta y sobre la corrupción fue duro pero muy interesante. Surgió una gran pregunta: como movimiento nacional, ¿cómo podemos tratar el tema de las conductas incorrectas en los exámenes y la corrupción académica en nuestro país?

Ahora cuando escucho hablar del compromiso con las Escrituras, no sólo pienso en estudiar la Biblia, sino en algo que va más allá. Pienso en A.E.V.C., es decir: Amar, Estudiar, Vivir y Compartir la Palabra de Dios. Para mí el compromiso con las Escrituras ha pasado de ser una simple actividad a un estilo de vida. He decidido vivir según la Palabra de Dios y compartirla con mis amigos y hermanos. Se han hecho más fuertes mis convicciones sobre las Escrituras y anhelo el cambio productivo que provoca la Palabra de Dios.

Jesús, el anfitrión, que nos invita a acercarnos a su Palabra, es la realidad que lo cambia todo.

David Ndubuaku, presidente estudiantil de NIFES
ndubuakudavid(at)gmail.com

Bendecir a la iglesia

¿Qué le puede ofrecer IFES a la iglesia? Es una pregunta que merece la pena hacerse. Necesitamos que la iglesia apoye el ministerio estudiantil, pero también queremos servir a la iglesia. El año pasado EFES Egipto le hizo a la iglesia de El Cairo un valioso regalo: invitó a los líderes y pastores a un encuentro de formación de estudio bíblico.

En diciembre de 2013 ofrecimos a los líderes de iglesia de El Cairo tres días de formación. La idea era dar formación a un pequeño grupo de pastores y líderes para mejorar sus capacidades y establecer la idea del estudio bíblico en las iglesias. Al reunir a estos líderes también queríamos aumentar el nivel de colaboración entre ellos. Además, esperábamos que esta formación ayudara a los líderes de iglesia a entender el ministerio estudiantil y a apoyar la organización de grupos de estudio bíblico en sus iglesias.

El programa contenía lo siguiente:

  • La importancia de la Biblia.
  • Leer la Biblia correctamente.
  • El concepto de la inspiración.
  • El canon bíblico.
  • El trasfondo del Antiguo Testamento.
  • Estudiar la Biblia de forma inductiva.
  • Nuevas formas de estudiar la Biblia.
  • Cómo llevar un grupo de estudio bíblico.

Nos alegramos mucho porque asistieron 70 participantes de 17 iglesias diferentes. Fue una gran experiencia poder ver a líderes y personas mayores que todavía querían aprender y mejorar sus capacidades para estudiar la Biblia. Después del encuentro, un pastor dijo: “Muchos aspectos de este programa me resultaron nuevos. Ahora entiendo por qué los estudiantes huyen de nuestras reuniones de estudio bíblico en la iglesia, pero ahora podemos hacer que sean más atractivas”.

Los participantes decidieron tener una reunión de seguimiento cada seis semanas. Planean estudiar la Biblia juntos utilizando las nuevas formas que han aprendido. En EFES tenemos pensado ofrecer otro encuentro de formación de dos días para este grupo.

Para EFES también ha sido una bendición organizar esta formación. Hemos entablado nuevas relaciones y conocido a nuevos amigos para nuestro ministerio. Esto ha abierto puertas y los pastores están dando más apoyo a los grupos de estudiantes en sus iglesias. Es crucial para nuestro ministerio porque nuestros estudiantes no pueden reunirse en el campus. En noviembre de 2014 tuvimos un encuentro de formación similar para más de 50 participantes en otra parte de Egipto.

Shaher, EFES Egipto