Archivo del Autor: Sabine Kalthoff

La Palabra en medio nuestro

¿De qué trata el librito?

IFES_Word_amoung_ESP_RZ.indd“La Palabra en medio nuestro” es la Biblia, alrededor de la cual nos reunimos para escuchar a Dios. Creemos en un Dios que habla porque quiere que lo conozcamos ¡tanto a Él como a su punto de vista sobre nuestro mundo! Sus palabras viven y actúan en medio nuestro a la vez que nos hablan de forma pertinente en nuestros diferentes entornos y experiencias de hoy en día. El nuevo librito de IFES nos lleva en un viaje de redescubrimiento del valioso regalo que son las Escrituras.

“La Palabra en medio nuestro” es Jesucristo, la Palabra que se hizo carne y vivió en medio nuestro. Él es el centro de la revelación de Dios a nosotros. Las palabras de las Escrituras nos llevan a Él. El nuevo librito de IFES nos invita a leer la Biblia en el contexto de una relación que se basa en ver a Jesús y buscar un encuentro con Él a través de la Palabra escrita.

“La Palabra en medio nuestro” pone de manifiesto nuestra respuesta a la Palabra de Dios. Podemos mantener su Palabra a cierta distancia y no darle mucha importancia, o podemos  acogerla como parte de nuestra comunidad para que moldee nuestras relaciones y vidas. El nuevo librito de IFES nos invita a fortalecer y renovar nuestra relación personal con la Palabra.

¿Cuál es el contenido del librito?

El librito consta de dos partes que pueden usarse de manera independiente.

1ª Parte: Cultivar una visión clara del compromiso con las Escrituras. Esta parte se concentra en seis aspectos fundamentales de nuestra interacción con la Palabra de Dios. Pensar en ellos puede ayudarnos a ampliar y profundizar nuestros conocimientos generales sobre el compromiso con las Escrituras.

2ª Parte: Reflexionar sobre el impacto de las Escrituras en medio nuestro. Esta parte nos proporciona preguntas que están diseñadas para iniciar conversaciones que nos inspiren. Reflexionar en estas preguntas nos puede ayudar a llevar a cabo los cambios necesarios para renovar nuestro compromiso con las Escrituras.

Además, encontrará reflexiones sobre el lugar que ocupa el compromiso con las Escrituras en la visión Piedras Vivas de IFES, sugerencias para fortalecer los aspectos fundamentales de un compromiso con las Escrituras, e ideas sobre cómo usted puede convertirse en el catalizador para que su entorno tenga un compromiso con las Escrituras.

Este recurso no es un libro de recetas que da todas las respuestas, pero puede que le ayude a empezar un viaje de profundización de la Palabra de Dios, ofreciéndole visión y anhelo, planteando nuevas preguntas y dirigiéndole hacia posibles pasos a seguir.

¿Qué experiencias han tenido otras personas con el librito?

Un obrero de GBU Francia utilizó algunas de las preguntas del librito durante una sesión de capacitación con estudiantes. Ella escribe que “nos llevó a buenas discusiones sobre nuestra propia motivación en el compromiso con las Escrituras y cómo conseguir que estudiantes no cristianos interactúen con la Biblia.”

Una estudiante de ABUB Brasil leyó el libro y escribió: “Este librito me ha edificado mucho. Ha hecho que reconsidere mi compromiso y amor por la Biblia y quiero compartirlo con mis amigos brasileños.”

El equipo de obreros de IFES Malasia pasó un día estudiando juntos la segunda parte del librito. Más tarde, el Secretario General dijo que “todo el equipo estuvo de acuerdo en que fue una evaluación reveladora de nosotros mismos  y de cómo conectamos a los estudiantes con las Escrituras. Nos ayudó a ver dónde estamos y adónde tenemos que llegar.”

¿Cómo puede usarse el librito?

El librito mismo incluye sugerencias sobre cómo usarlo, y aquí voy sólo a enumerar algunas de ellas:
_Puede empezar a hablar sobre el contenido en sus grupos estudiantiles, o bien centrándose en un pequeño apartado que sea de interés o bien tratando la visión general que comunica este librito sobre el compromiso con las Escrituras. Las preguntas para la reflexión de la segunda parte del librito pueden dar pie, con mínima preparación, a conversaciones inspiradoras.

_Dentro de un movimiento estudiantil, podría empezarse con el equipo de obreros. Juntos podrían estudiar el librito y usarlo para reflexionar sobre la situación de su ministerio estudiantil, para así desarrollar el área del compromiso con las Escrituras.

_Cada uno de los apartados del librito podrían incluirse, fácilmente, dentro de otros eventos o programas. Podrían integrarse en reuniones de oración o en salidas de fin de semana de los grupos estudiantiles. También podrían incluirse en programas de capacitación y conferencias de su movimiento nacional.

_También podría estudiar este librito de manera individual. Mientras lo hace, no anhele únicamente crecer en el compromiso con las Escrituras, sino que puede preguntarse cómo puede animar a otros a crecer en este ámbito. Una posibilidad sería presentarles este librito. Necesitamos embajadores de la Palabra de Dios en nuestros movimientos que ayuden a esta generación de estudiantes a amar, estudiar, vivir y compartir su Palabra.

El librito están disponibles en inglés, francés y español, así como online: https://scriptureengagement.ifesworld.org/la-palabra-en-medio-nuestro .

Sabine Kalthoff

Cuando las Escrituras se aplican a la vida

Este fue el tema de una sesión de formación memorable sobre el compromiso con las Escrituras, que reunió a más de 100 líderes estudiantes, obreros y colaboradores de NIFES en Abuya, la capital de Nigeria. Empezamos con un tiempo preparatorio para formar a los que iban a llevar grupos pequeños. Esto era importante porque el trabajo en grupos pequeños jugó un papel esencial durante la sesión.

Uno de los puntos fuertes de esta sesión fue un proyecto en grupos pequeños, en el que trabajamos juntos para ver de qué manera la Palabra de Dios se aplica a la realidad de nuestro contexto. Uno de los objetivos de este ejercicio era renovar la buena práctica de volver a las Escrituras cuando nos enfrentemos a los retos de nuestro contexto, para así fortalecer nuestra creencia de que las Escrituras son válidas para todos los aspectos de la vida.

Durante el proyecto en grupos pequeños se identificó una serie de problemas a los que los estudiantes se suelen enfrentar en su contexto:

  • Conductas incorrectas en los exámenes/Corrupción académica.
  • Corrupción y gobernanza.
  • Sexualidad.
  • Pobreza y violencia.
  • Prácticas culturales.
  • Persecución.

Cada uno de los grupos pequeños trabajó sobre un problema del contexto, siguiendo cuatro pasos. En primer lugar, identificamos los principales retos del problema: ¿qué nos lleva a buscar una respuesta cristiana? En segundo lugar, sugerimos pasajes bíblicos que podrían ayudar con el problema. En tercer lugar, escogimos un pasaje bíblico para estudiarlo más a fondo y ver cómo se aplica al problema del contexto. Por último, sugerimos formas creativas/relevantes de compartir este pasaje y su enfoque en nuestro contexto.

Cada uno de los grupos presentó su trabajo en una cartulina y lo mostró para que los demás participantes lo vieran. ¡Fue una actividad muy educativa!

Para mí, el proyecto en grupos pequeños fue transformador. Estudiar las Escrituras para ver qué dice la Palabra de Dios acerca de cada conducta incorrecta y sobre la corrupción fue duro pero muy interesante. Surgió una gran pregunta: como movimiento nacional, ¿cómo podemos tratar el tema de las conductas incorrectas en los exámenes y la corrupción académica en nuestro país?

Ahora cuando escucho hablar del compromiso con las Escrituras, no sólo pienso en estudiar la Biblia, sino en algo que va más allá. Pienso en A.E.V.C., es decir: Amar, Estudiar, Vivir y Compartir la Palabra de Dios. Para mí el compromiso con las Escrituras ha pasado de ser una simple actividad a un estilo de vida. He decidido vivir según la Palabra de Dios y compartirla con mis amigos y hermanos. Se han hecho más fuertes mis convicciones sobre las Escrituras y anhelo el cambio productivo que provoca la Palabra de Dios.

Jesús, el anfitrión, que nos invita a acercarnos a su Palabra, es la realidad que lo cambia todo.

David Ndubuaku, presidente estudiantil de NIFES
ndubuakudavid(at)gmail.com

Cultivar una visión clara del compromiso con las Escrituras

IFES_Word_amoung_S8.inddUna visión clara del compromiso con las Escrituras es esencial para fortalecer el lugar de la Palabra de Dios en nuestros movimientos estudiantiles. La primera parte del librito de “La Palabra en medio nuestro” está diseñada para ayudar a que entendamos más acerca de lo que es el compromiso con las Escrituras. Se centra en seis aspectos principales:

 

  • Profundizar nuestra convicción sobre la naturaleza y el propósito de las Escrituras.
  • Cultivar una actitud de amor, de escuchar con expectativa y de obediencia a la Palabra de Dios.
  • Modelar un estilo de vida de compromiso con las Escrituras.
  • Confiar en el impacto de la Palabra de Dios en la evangelización.
  • Fomentar buenas prácticas de compromiso con las Escrituras.
  • Enfrentar los desafíos de nuestro mundo de manera bíblica.

Vamos a echar un vistazo al primer aspecto:
Profundizar nuestras convicciones sobre la naturaleza y el propósito de las Escrituras
¿Cuál es la naturaleza esencial y el propósito de la Biblia? Nuestra respuesta a esta pregunta sienta las bases para nuestra interacción con la Palabra de Dios. Necesitamos asegurarnos de que nuestras creencias básicas sobre las Escrituras no sean meras afirmaciones teológicas abstractas, sino que estén llenas de significado. Nuestro deseo es que los estudiantes tengan confianza plena en esta Palabra, que se regocijen en sus buenas noticias y que descansen en su voz de autoridad para cada situación y asunto al que se enfrenten en la vida.

En el centro de nuestra comprensión de la Biblia se encuentra la convicción de que la Palabra de Dios no es principalmente un libro sino una persona. Dios se nos reveló, no mediante un grito desde el cielo sino al venir a nosotros en la persona de Jesucristo, y las Escrituras nos llevan a él. Por eso es tan increíblemente valioso. No debemos reducir la Biblia a un objeto de estudio—es más como una habitación a la que entramos para encontrarnos con Jesús. Es este encuentro lo que nos transforma en amantes y seguidores de Jesús que pueden servirle en el mundo.

Merece la pena pasar un tiempo a solas o con otras personas para preguntarnos: ¿Por qué son tan importantes nuestras convicciones sobre la naturaleza y el propósito de las Escrituras? ¿Cuáles son nuestras convicciones sobre las Escrituras? ¿De qué manera están siendo desafiadas en nuestro contexto? ¿Cómo podemos fortalecer nuestras convicciones sobre la Palabra de Dios?

“La Palabra en medio nuestro” incluye una sugerencia para una sesión en grupo que se centra en nuestras convicciones sobre la Palabra de Dios (pág. 15). Pueden descargarse el librito aqui. Contiene descripciones de seis aspectos principales y otros materiales que nos pueden ayudar a renovar nuestra visión y práctica del compromiso con las Escrituras.

Reuniones de obreros semanales en torno a la Palabra

Desde hace casi 10 años atrás, nuestro equipo de obreros decidió que es importante reunirnos cada semana para estudiar juntos las Escrituras. Quizás esto no sea nada especial en sí mismo, pero sí se hace más interesante al mencionar que somos de Chile, un largo país en que hay cerca de 4000 km de distancia desde un extremo al otro. Afortunadamente esa distancia puede acortarse gracias a Internet.

De este modo, desde entonces el equipo de obreros de GBU Chile nos hemos reunido cada lunes por la tarde, durante dos horas, para tener un tiempo de estudio bíblico, oración por nosotros y el movimiento y de planificación para nuestras actividades semanales. Los obreros de Santiago (la capital, en el centro del país) nos reunimos en la oficina nacional, mientras que los obreros de las otras ciudades se conectan a través de Internet. Esta reunión es para cada uno de nosotros una prioridad en la semana.

La reunión consiste básicamente de tres partes: La primera es el tiempo de estudio bíblico inductivo. Este tiempo es de 45 minutos aproximadamente, y hacemos estudios sucesivos de libros completos de la Biblia. A inicios de cada semestre, yo les envío a los obreros el calendario del semestre con las citas y los responsables de guiar el estudio en cada fecha. De este modo hemos avanzado bastante por la Biblia en los últimos 10 años. Recientemente estudiamos los Profetas Menores (¡nos tomó cerca de un año y medio!), Juan y las cartas de Juan, Génesis, Apocalipsis, Hechos, y actualmente estamos estudiando Lucas.  La segunda parte contribuye a la intimidad del grupo de obreros. Es un tiempo de oración e intercesión mutua. Cada uno comparte sus bendiciones y luchas en ese momento y el resto ora por él. También aprovechamos para orar por situaciones específicas del movimiento. Por último, cada uno responde a la pregunta: ¿Qué estará haciendo esta semana? Y eso nos ayuda a organizar el trabajo y saber en qué estará el otro, ¡aunque esté a 1000 km de distancia!

Personalmente, creo que este encuentro semanal ha sido clave para el funcionamiento y crecimiento del movimiento estudiantil chileno de los últimos años. Por una parte, ayuda a que los obreros de ciudades lejanas se sientan parte de un cuerpo, lo cual les anima y exhorta. Pedro Valenzuela, asesor de Santiago, me comentó: “Es bueno, para experimentar que somos un equipo de trabajo, estemos en la ciudad que estemos”. Por otra parte, creo que nos ayuda a identificarnos con los estudiantes. Dado que la principal estrategia de nuestro movimiento son los estudios bíblicos en pequeños grupos. Este tiempo nos ayuda a modelar esto en los estudiantes que pastoreamos, pero también a conocer las dificultades que implica encontrar un espacio y apartarlo para estudiar la Biblia en el mundo actual. Por último, nos ayuda a entender que esta es la Obra del Señor. Que nosotros somos ‘canal y no fuente’ del agua de vida, y que la agenda de nuestras vidas la lleva el Señor.

Gustavo Sobarzo, Secretario General GBU Chile
gsobarzo (at) gbuch.cl

El Gozo de Estudiar la Biblia con Buscadores

Creo que los estudios bíblicos para buscadores son la forma más eficaz de presentar a Jesús a un amigo. Dios no es un mensaje, ni una teoría, sino una persona. Y conocemos a esta persona a través de las historias del Evangelio.

El contexto italiano en el que vivo se caracteriza por la sospecha y el escepticismo. Me sorprende encontrar en este contexto a más buscadores de los que esperaba, sienten curiosidad por estudiar pasajes bíblicos en un lugar seguro junto a otros buscadores. Y cuando vienen, es increíble ver sus reacciones:

Mi primera impresión fue de sorpresa: Descubrí en la Biblia una figura maravillosa, tan humana cuando se enfadaba y tan indignada ante la falta de fe y la hipocresía, y tan divina cuando habla con una autoridad nunca vista… que, ¡incluso es capaz de perdonar a los que le persiguen!’” nos cuenta Gianluca, un estudiante de medicina.

En estos estudios, he sido testigo una y otra vez de cómo la gente se adentra tanto en la historia, que Jesús parece saltar de entre las páginas. Ven a Jesús y ven a Dios. Están tan sorprendidos por sus acciones y tan impactados por sus palabras que tienen hambre de más. Según pasan las semanas y descubrimos distintos aspectos de este fascinante nazareno, muchos no pueden responder si no es siguiéndole.

Cuando la primera persona del grupo decide hacerlo, es increíble. Los demás ven que la vida de alguien (“uno de los suyos”) que estaba sentado con ellos unas semanas atrás ha sido transformada, al igual que las personas que aparecen en los Evangelios que están leyendo. El nuevo creyente se vuelve el testigo más poderoso del grupo de estudio bíblico.

“Es real. No es un cuento de hadas. Algo me ha pasado y no puedo comprenderlo completamente, pero sé que es real”, relata Viviana, una estudiante de negocios. Es tan intrigante que a veces otros miembros del grupo quieren experimentar lo mismo. Tuve el gozo de ver a grupos casi enteros de buscadores convertirse en seguidores de Cristo.

El poder de Dios está obrando a través de la gente que le ha conocido gracias a su Palabra. La Palabra se hizo carne y está viviendo entre nosotros hoy. Espera que respondamos con fidelidad y valentía para invitar a nuestros amigos a encontrarse con el Dios viviente en las historias del Evangelio.

Sarah Breuel, obrera de GBU en Italia
sarahbreuel (at) gbu.it

Las Escrituras en charlas evangelísticas

Cuando evangelizamos en un contexto universitario quiero tratar asuntos que son relevantes para los estudiantes mientras muestro que la Biblia habla de una forma relevante acerca de estos asuntos. Los cuestionarios nos ayudaron a identificar algunos temas que conectan con los estudiantes. Por ejemplo: la identidad, los logros y la auto-estima, las relaciones, el significado de la vida y de la muerte.

Empiezo mis charlas con las preguntas más profundas que subyacen bajo el tema: ¿Cómo podemos formar nuestra identidad y auto-estima? ¿Qué implicaciones tiene vivir en una sociedad que basa su identidad en los logros? ¿Logro, luego existo? ¿Esto cómo afecta a nuestra sociedad, a nuestras relaciones y a nuestro ser? Planteo preguntas, propongo análisis y observamos las respuestas que nos ofrecen las tendencias actuales de nuestra sociedad. Entonces relaciono el asunto al pasaje de las Escrituras, explicando cómo y por qué Dios puede formar parte de la imagen, y observamos juntos el contexto bíblico.

Mis razones para abrir la Biblia con los estudiantes en este contexto son:

  • Quiero que los estudiantes empiecen a explorar la Biblia solos, muchas veces distribuimos copias del Evangelio en la sala y leemos el pasaje juntos;
  • No solo quiero hablar de “Dios”, sino que quiero que la gente se encuentre con Jesús. Dios se reveló en persona y quiero que la gente conozca a esta persona, invitándoles a ver los relatos que hay acerca de su vida;
  • Estoy convencido que el Espíritu Santo quiere hacer que las palabras de la Biblia vivan en los corazones de las personas.

Logro, luego existo. ¿Cuál sería un buen pasaje para ayudarle a la gente a comprender que Dios es diferente y que nos trata de una forma diferente a nuestra sociedad? En Mateo 20:1-16, Jesús relata una historia que nos revela el carácter de Dios. Nos resulta sorprendente, más bien, chocante: Nos trata según su bondad y no según nuestros logros. Pero su bondad también revela la maldad de nuestro corazón: ¿Siente envidia porque soy generoso?

Al relacionar esta historia bíblica con el tema, quiero que los estudiantes comprendan que Jesús es relevante para sus vidas. Aquí hay otros ejemplos de cómo he vinculado temas y pasajes bíblicos:

  • Relaciones (ser usados por otros; sanidad y perdón); Lucas 7:36-50.
  • Muere feliz: Comamos y bebamos porque mañana estaremos muertos: Lucas 12:16-19.
  • Religión (contrastada con la realidad de Jesús): Filipenses 2:5-11. 

Encontrarse a Jesús en estas historias ha llevado a muchos estudiantes a leer los Evangelios por sí mismos. De esta forma, la Palabra de Dios se convierte en el evangelista.

Martin Haizmann
Secretario General Asociado IFES
martin.haizmann(at)ifesworld.org

“SELAH”

Firmes. Pausa. Parar para escuchar. Subrayando lo que acabamos de decir. En el libro de los Salmos, “Selah” es una pausa entre las distintas partes de un salmo. Aunque el significado sigue sin estar claro, podría proceder de la raíz hebraica “salah” que significa “colgar” o “pesar”. En el contexto de escuchar la Palabra, significa el espacio que le permitimos a la Palabra para que ella nos escudriñe. Usamos Selah para representar los 10-15 minutos que dedicamos a estar en la presencia de Dios, abrazando su Palabra y permitiendo que su palabra escudriñe nuestra forma de vivir.

Cada vez que celebramos conferencias estudiantiles en el Este de Asia, empezamos nuestros días con Selah, intencionalmente. Recordamos las frases claves que hemos dicho (o bien en silencio o mientras un director espiritual sostiene un cartel con dichas frases). Con estas frases en mente, nos quedamos en la presencia de Dios, creando un espacio para que Dios pueda imprimir su Palabra en nosotros y para poder considerar cómo le responderemos. A veces, añadimos una pregunta para escudriñar nuestras almas a nuestro tiempo de Selah.

¡Es increíble como el silencio y la soledad pueden empezar a hacer su obra! Me conmueve ver cómo el Espíritu Santo mueve nuestros corazones con la Palabra que acabamos de oír y busca una respuesta. Los estudiantes observan que esta pausa les llama la atención a lo que Dios está haciendo en sus vidas, algo que suele perderse en el ajetreo de sus vidas cotidianas.

A lo largo de los años, esta práctica se ha contagiado a otras partes de la región. En el retiro de líderes estudiantiles de Singapur (2014), Dios usó este tiempo de Selah para entrar en sus corazones. Durante este tiempo fuimos conmovidos y escuchamos lo que Dios realmente quería que oyéramos a través de la comunión.

En un grupo de un campus de Malasia, la coordinadora de oración empieza la reunión de oración semanal con Selah. Invita a los estudiantes a meditar en lo que Dios ha estado hablando a sus vidas durante la semana, dándoles tiempo a las personas para que Dios y su Palabra les escudriñen. Esto hizo que muchos estudiantes tuvieran una mayor intencionalidad en sus vidas.

Muchos grupos de los campus terminan su tiempo de Uso de las Escrituras con unos pocos minutos a solas para asimilar la Palabra de Dios.

Estos son los algunos de las ondas que se extienden y se pueden ver en nuestros movimientos del Este de Asia: “La Palabra y sus demandas se volvieron más claras para mí”; “La Palabra de Dios me convención”, “Le entregué a Dios las cosas que estaba reteniendo”; “Sentí consuelo y alivio de la carga y la vergüenza a la que me aferraba”; “Mantuve el compromiso que hice hace cinco años en Selah y ahora estoy cambiando de trabajo porque es a lo que Dios me está llevando”.

¡Venga, dejemos que la Palabra nos escudriñe!

Annette Arulrajah (anet195(at)yahoo.com)
Secretaria Regional Asociada para el Este de Asia.

Sorprendida por Jesús

Yo solía creer que Biblia era un libro antiguo que nadie leía. Pero entonces en octubre de 2012 conocí a José, un graduado cristiano, y nos hicimos buenos amigos. Un día comenzamos a hablar sobre la Biblia. Para mí era un tema muy sensible y yo pensaba que para tener una buena relación con la gente había que evitar hablar de política y religión.

Entonces José me invitó a un estudio bíblico de COMPA. Después de asistir tenía más preguntas y dudas que antes. José me había regalado una Biblia pero no sabía cómo leerla, así que le pedí que me enseñara. Accedió y la semana siguiente tuvimos nuestro primer estudio bíblico oficial.

BiblestudyMexicoEl sistema que utilizaba COMPA México para estudiar la Biblia era parecido a la técnica de estudio que utilizaba yo en Ciencias y esto me resultó atractivo. Me sorprendí al darme cuenta de que era posible acercarse a la Biblia de forma racional.

Me sorprendió aún más la persona de Jesús. Descubrí una nueva cara de Jesús; conocí a un Jesús diferente. Antes pensaba que Jesús era una persona inteligente entre muchas que formaba parte de nuestra historia, la persona más inteligente de su tiempo. Pero no sabía que tenía un gran corazón lleno de amor. Antes pensaba que Jesús era sólo un ser humano, pero descubrí que era Dios.

Juan 1 fue especialmente importante para mí. Cuando leí este pasaje me quede confundida: ¿Cómo puede Jesús ser Dios? ¿Cómo puede ser una persona como yo y a la vez 100% Dios? Estas preguntas me llevaron a querer investigar más.

Al ir conociendo más a Jesús por medio de otras historias bíblicas empecé a entender más. Mi visión del mundo cambió y empecé a creer en un Dios personal. Fui consciente de mi pecado y de la oscuridad que había en mí. Y lo que es más importante: conocí el amor de Dios por medio de la gracia y la esperanza que nos da en Jesús.

Soy una persona de ciencias y antes de creerme algo tengo que estar segura de ello. Si alguien me hubiera mostrado un milagro, creo que no me lo habría creído. Pero me encanta leer y me encantan las palabras. Jesús entró en mi vida por medio de su Palabra. Descubrí que todas las pruebas necesarias para creer en Jesús están en la Biblia, la Palabra de Dios. A principios de 2014 empecé un grupo de estudio bíblico en mi propia facultad (ver foto).

Sara Medina, estudiante de Física y Química en México
(sara.medinagom (at) gmail.com)

Bendecir a la iglesia

¿Qué le puede ofrecer IFES a la iglesia? Es una pregunta que merece la pena hacerse. Necesitamos que la iglesia apoye el ministerio estudiantil, pero también queremos servir a la iglesia. El año pasado EFES Egipto le hizo a la iglesia de El Cairo un valioso regalo: invitó a los líderes y pastores a un encuentro de formación de estudio bíblico.

En diciembre de 2013 ofrecimos a los líderes de iglesia de El Cairo tres días de formación. La idea era dar formación a un pequeño grupo de pastores y líderes para mejorar sus capacidades y establecer la idea del estudio bíblico en las iglesias. Al reunir a estos líderes también queríamos aumentar el nivel de colaboración entre ellos. Además, esperábamos que esta formación ayudara a los líderes de iglesia a entender el ministerio estudiantil y a apoyar la organización de grupos de estudio bíblico en sus iglesias.

El programa contenía lo siguiente:

  • La importancia de la Biblia.
  • Leer la Biblia correctamente.
  • El concepto de la inspiración.
  • El canon bíblico.
  • El trasfondo del Antiguo Testamento.
  • Estudiar la Biblia de forma inductiva.
  • Nuevas formas de estudiar la Biblia.
  • Cómo llevar un grupo de estudio bíblico.

Nos alegramos mucho porque asistieron 70 participantes de 17 iglesias diferentes. Fue una gran experiencia poder ver a líderes y personas mayores que todavía querían aprender y mejorar sus capacidades para estudiar la Biblia. Después del encuentro, un pastor dijo: “Muchos aspectos de este programa me resultaron nuevos. Ahora entiendo por qué los estudiantes huyen de nuestras reuniones de estudio bíblico en la iglesia, pero ahora podemos hacer que sean más atractivas”.

Los participantes decidieron tener una reunión de seguimiento cada seis semanas. Planean estudiar la Biblia juntos utilizando las nuevas formas que han aprendido. En EFES tenemos pensado ofrecer otro encuentro de formación de dos días para este grupo.

Para EFES también ha sido una bendición organizar esta formación. Hemos entablado nuevas relaciones y conocido a nuevos amigos para nuestro ministerio. Esto ha abierto puertas y los pastores están dando más apoyo a los grupos de estudiantes en sus iglesias. Es crucial para nuestro ministerio porque nuestros estudiantes no pueden reunirse en el campus. En noviembre de 2014 tuvimos un encuentro de formación similar para más de 50 participantes en otra parte de Egipto.

Shaher, EFES Egipto

Maratón bíblico: Brillante y sencillo

Leer la Biblia en grupos es algo que realmente apreciamos y que animamos en VBG (IFES en la Suiza de habla germana). Por ello, siempre estamos abiertos a las ideas que puedan inspirar nuestro estudio bíblico en común. Hace un año, descubrimos el maratón bíblico. Hoy seguimos entusiasmados con este método de leer las Escrituras.

photoBibelmarathonkleinEn un maratón bíblico, se lee un libro entero de la Biblia en un grupo. Leer en voz alta, ayuda a los participantes a adentrarse en el pasaje. Esta aproximación no se centra en versículos individuales, sino en ver las conexiones y tener el impacto del texto completo. Especialmente con lecturas largas como el libro del Génesis, obviamente es imposible acordarse de todo. Pero esto no es problema, porque el maratón bíblico no se centra en una comprensión del texto en detalle. Sin embargo, siempre es increíble ver cómo emergen nuevas visiones sobre pasajes bíblicos específicos.

Esta forma sencilla de leer y escuchar las Escrituras ayuda a los participantes a experimentar los libros de la Biblia de una forma nueva y significativa.

Dirigir un Maratón Bíblico en Su Grupo
Hemos hecho maratones con libros de la Biblia muy diferentes como Génesis, Isaías, Marcos, Lucas y Corintios. El tiempo necesario depende del libro y de la velocidad de la lectura, por ejemplo, para el libro del Génesis se tarda cerca de 5,5 horas.

Es importante crear un ambiente silencioso y sencillo para la lectura comunitaria. Esto ayuda a crear un espacio para la Palabra de Dios. Los que participan deben quedarse durante toda la lectura. Un buen tamaño para este tipo de reuniones es de 7 a 15 personas.

La lectura debería hacerse con una traducción que sea fácil de comprender. Es aconsejable usar una misma traducción. Los participantes se turnan leyendo un capítulo en voz alta. Los capítulos de más de 35 ó 40 versículos se dividen en dos partes. Después de seis capítulos, el siguiente capítulo se lee versículo a versículo con la gente en pie.

Tras una hora completa, hay un descanso de entre cinco y diez minutos. Este descanso puede ser usado para que algunos participantes compartan qué versículo o sección les habló, sin entrar en debate. El descanso también es una oportunidad para estirar las piernas o tomar algo de beber.

Tras leer el libro entero, es muy valioso dedicar al menos 15 minutos para hablar acerca de lo que los participantes han escuchado. ¡Este tiempo suele ser un gran momento!

La visión del maratón bíblico es bastante directa, sin grandes demandas para los que lo dirigen o participen en él. ¿Por qué no lo intenta?

Benedikt Walker (benedikt.walker (at) VBG.net)
Secretario General de VBG